SÍGUENOS

Facebook Vera-Cruz Twitter Vera-Cruz Google + Vera-Cruz Canal You Tube V C Facebook C V C Suscribirse marcadores

AGENDA

Jueves 01 Junio
Santa Misa de Hermandad
21:00 Horas
Martes 06 Junio
Donación de sangre
17:30 Horas

ANUARIO 2016

ÚLTIMA GALERÍA FOTOS

GALERÍA JUEVES SANTO

BLOG CAMPAMENTO V C

WEB CONGRESO CARIDAD

TWITTER OFICIAL HDAD

VIA CRUCIS

JUEVES SANTOS VENIDEROS

VIDA DE HERMANDAD

XIX

Exaltación de la Vera-Cruz

Por nuestro hermano

Antonio J. Velázquez Romero

“Silencio…guardad silencio, ya vienen. Ya se abren las puertas y el sol comienza a brillar, no se llega a distinguir si hay más luz dentro o fuera, todo está preparado, el alboroto entre el gentío comienza a desaparecer, los vellos se erizan y las primeras lágrimas comienzan a aflorar. Es el momento, aquí y ahora, los recuerdos que inundan nuestros sentimientos, las miles de historias que van pasando por nuestra mente…”

Así comenzaba nuestro hermano Antonio José Velázquez Romero la XIX Exaltación de la Vera-Cruz.

Una Exaltación de verdadero compromiso  cristiano, de una profunda experiencia de Fe, una lección de amor, de oración, y de Cruz como ejemplo y compromiso de vida. Nuestro hermano Antonio José nos abrió sus tres corazones en la noche de vísperas del Solemne Quinario al Stmo. Cristo de la Vera-Cruz.

Cuando una persona se quita todas las caretas y se nos muestra tal cual es. Cuando una persona, solo, delante de un atril, ante unos hermanos ansiosos por escuchar las palabras que brotaban del corazón y de su cabeza al unísono. Cuando todo eso ocurre, esas palabras no dejan a nadie indiferente, son silabas, palabras, oraciones que siguen sonando aun cuando todo acabó.

En su Exaltación, con el Padre Nuestro como hilo conductor, y con los Mandamientos como sentencias, nos transmitió desde el atril del Presbiterio de nuestra Parroquia lo siguiente:

“El Señor en la Cruz, desprotegido de todo, únicamente con un sudario para tapar sus vergüenzas. Con cinco llagas lo muestran, una en cada mano, una en cada pie y la última en el costado y aun así, queremos seguir vistiéndonos por fuera de galas y relleno, sin completar nuestro espíritu de fe.

Fijarse en los detalles, Él mostrando su desnudez, sin miedo a dar su vida por todos y cada uno de nosotros, abofeteado, vejado, coronado de espinas, clavado en una cruz, con la que tuvo que cargar. Hermanos, ¿cuál es vuestra cruz? ¿Tan grande es el peso que tenéis que soportar?”

Felicitamos a nuestro hermano Antonio José, y le pedimos al Stmo. Cristo de la Vera-Cruz, por mediación de su Madre, María Stma. de las Angustias, que lo guíen siempre por el camino de Fe y salvación. Como el mismo decía esa esperanzadora noche, “que Cristo Resucitado se le revele siempre a nuestro hermano por medio del Amor”

Así culminó todo:

“Padrenuestro que estás en el Cielo, y en el aire de Alcalá.

Y en la luz y en el silencio, y en el río y en las nubes.

Y en sus campos.

Omnipresente y eterno.

Perdona nuestras faltas y danos siempre el perpetuo aliento.

De tu paz, de tu alegría y de tu amor.”

 

Puede leer la Exaltación pulsando sobre cualquier foto que siguen: