SÍGUENOS

Facebook Vera-Cruz Twitter Vera-Cruz Google + Vera-Cruz Canal You Tube V C Facebook C V C Suscribirse marcadores

CARTEL 2017

AGENDA

Sábado 25 Marzo
Formación de niños
11:00 Horas
Sábado 25 Marzo
Santa Misa Capilla de la Residencia
17:30 Horas
Domingo 26 Marzo
XXII Certamen de Bandas de Música
12:30 Horas
Sábado 01 Abril
Presentación orientaciones pastorales Arzobispado
12:30 Horas
Sábado 08 Abril
Solemne Vía Crucis
22:00 Horas
Domingo 09 Abril
Domingo de Ramos. Campanita
12:00 Horas

ÚLTIMA GALERÍA FOTOS

GALERÍA JUEVES SANTO

BLOG CAMPAMENTO V C

WEB CONGRESO CARIDAD

TWITTER OFICIAL HDAD

JUEVES SANTOS VENIDEROS

VIA CRUCIS

VIDA DE HERMANDAD

La Stma. Virgen de las Angustias de Hebrea anuncia un nuevo tiempo litúrgico, la Cuaresma.

Nos dice el Santo Padre Francisco en su mensaje para la Cuaresma 2017:

“La Cuaresma es el tiempo propicio para renovarse en el encuentro con Cristo vivo en su Palabra, en los sacramentos y en el prójimo. El Señor "que en los cuarenta días que pasó en el desierto venció los engaños del Tentador" nos muestra el camino a seguir.

Que el Espíritu Santo nos guie a realizar un verdadero camino de conversión, para redescubrir el don de la Palabra de Dios, ser purificados del pecado que nos ciega y servir a Cristo presente en los hermanos necesitados.”

La Madre de Dios, desde el último día de Novena, amanece ataviada de manera singular y distinta al resto del año; anunciando así que comienza un tiempo nuevo, la Stma. Virgen de las Angustias se presenta despojada de sus atributos de Reina y vestida con los primitivos colores inmaculistas: manto azul de raso (donado por la familia Adame-Vilar); sayal completo de terciopelo color jacinto, ceñido a la cintura por cíngulo hebraico de seda natural y flecos de cristal (donado por nuestra Hermana Dña. Carmen María Velázquez Romero), y su hermosísimo rostro enmarcado con antigua gasa de seda y lentejuelas de nácar (donada por un devoto de Nuestra Señora); nimbada con aureola de estrellas en plata que ideara Dña. Aurora Reverte a comienzos de los años 30 del pasado siglo- como único tributo de santidad .

Se subraya así, en la Cuaresma, como periodo de oración y preparación, la máxima tridentina de utilizar el ornamento reforzando los valores espirituales, y se presenta Nuestra Bendita Madre en toda su dimensión humana como humilde María de Alcalá; cumpliendo de este modo la proposición de la sagrada liturgia cuaresmal que ve a la Stma. Virgen como modelo de discípula entregada, que escucha y sigue el camino de su Bendito Hijo, el Cristo de la Vera-Cruz, hacia el Calvario.

Discípula fiel, Nuestra Señora luce como símbolo de dolor y angustia, su antiguo puñal del siglo XVIII, en plata y piedras preciosas de granates y ágatas, rosario de plata en filigrana cordobesa (donado por nuestra Hermana Dña. María del Carmen Ojeda Costa, en memoria de su madre); portando en su mano derecha delicado pañuelo de organza bordado a mano, adquirido en Moscú y que donara nuestro siempre recordado Hermano D. José Antonio Martín Fresco (q.e.p.d).