SÍGUENOS

Facebook Vera-Cruz Twitter Vera-Cruz Google + Vera-Cruz Canal You Tube V C Facebook C V C Suscribirse marcadores

AGENDA

Sábado 18 Noviembre
Misa de réquiem Capilla de la Resisdencia
17:30 Horas
Domingo 26 Noviembre
Formación de jóvenes en la Aldea del Rocío
08:00 Horas

ANUARIO 2016

BLOG CAMPAMENTO V C

 

ÚLTIMA GALERÍA FOTOS

GALERÍA JUEVES SANTO

WEB CONGRESO CARIDAD

TWITTER OFICIAL HDAD

VIA CRUCIS

JUEVES SANTOS VENIDEROS

VIDA DE HERMANDAD

Nuestra Madre

María Stma. de las Angustias

está vestida de luto en recuerdo de nuestros hermanos difuntos.

Expresión del dolor por los seres queridos.

Expresión cristiana del luto.

El luto es la expresión medianamente formalizada de responder a la muerte, es decir, la muestra externa de los sentimientos de pena y duelo ante el fallecimiento de un ser querido. En los países occidentales, esto incluye los entierros, las esquelas y ropa de luto, entre otros.

En Europa continental la costumbre de llevar ropa negra sin adornos en señal de luto se remonta al menos al Imperio Romano, cuando la toga pulla hecha de lana de color oscuro se vestía durante los periodos de luto.

Durante la Edad Media y el Renacimiento, las ropas propias del luto se llevaban por pérdidas personales y generales. Las mujeres de luto y las viudas llevaban sombrero y velo negros, generalmente en una versión conservadora de la moda actual.

Hace algunas décadas, en algunas zonas rurales de Portugal, España, Grecia y otros países mediterráneos, las viudas visten de negro el resto de sus vidas. Los miembros inmediatos de la familia del difunto visten de negro durante un período más amplio que el resto.

Las costumbres sociales europeas anteriormente descritas son en general expresiones religiosas cristianas socialmente generalizadas.

En las misas funerales  católicas se usaba el color negro, en la actualidad desde el concilio Vaticano II se usa el morado como color litúrgico, aunque el uso de ornamentos negros no se ha prohibido y sigue siendo opcional. Las iglesias cristianas se visten a menudo simbólicamente de luto durante la época de Cuaresma para conmemorar el sacrificio y muerte de Jesús. También se usan estos colores en la liturgia de la cuaresma, en Semana Santa, en noviembre.

Como bien sabemos, en nuestro pueblo es tradición que las mujeres vistan de mantilla negra como muestra del dolor por el Cristo muerto.


Origen de vestir a la Stma. Virgen de luto.

En infinidad de iglesias se exponen imágenes de la Virgen Dolorosa vestida de luto, algunas de ellas protagonistas de las procesiones de Semana Santa, de tanto arraigo en nuestro país. Estas vestiduras fúnebres con que se las cubre, pertenecen ya a la iconografía popular que hemos asumido como la indumentaria más acorde con la profunda tristeza del prototipo representado. Sin embargo, la tradición se inicia en Madrid en 1565, cuando doña María de la Cueva, condesa viuda de Ureña y Camarera Mayor de Isabel de Valois, dona uno de sus propios trajes de luto para vestir la imagen de la Soledad que labró Gaspar Becerra a instancias de la reina. Tal fue el impacto de esta nueva iconografía que pronto se extendió a las Dolorosas de toda la península y los territorios conquistados por España, pudiéndose encontrar aún hoy una larga muestra de estas imágenes de la Virgen vestida como una viuda castellana noble de la corte de Felipe II, no sólo dentro de nuestras fronteras, sino en diversas capitales europeas y americanas que pertenecieron a la corona española, aunque en la actualidad prácticamente se ha olvidado el origen y significado de tales vestidos.

En Sevilla siempre han existido imágenes vestidas de negro, pero fue tras la muerte de Joselito el Gallo, Consiliario Primero de la Hermandad de la Macarena por aquel entonces,  por la que la Esperanza Macarena se vistió de luto por primera vez. Desde entonces y en varias ocasiones puntuales ha vuelto a hacerlo hasta que en los sesenta se decidiera vestir a la Virgen de negro el mes de noviembre en honor a los hermanos difuntos. Desde entonces son muchas las hermandades que durante este mes de noviembre visten a sus imágenes con atuendos de luto.

Nuestra Madre María Stma. de las Angustias está vestida de luto en recuerdo de nuestros hermanos difuntos. Los ropajes de sus colores habituales (verde, rojo, turquesa...) se tornan al negro tradicional.

La belleza del rostro de la Virgen de las Angustias resalta aún más con la sobriedad de su atuendo durante este mes de noviembre. Nuestra Madre nos recuerda de esta forma nuestro deber como católicos de orar por nuestros familiares y hermanos difuntos.