ACTUALIDAD

Solapas principales

3 de mayo, antigua celebración del Día de la Cruz

El 3 de mayo se celebra la "invención" -es decir, el "hallazgo"-, por Santa Elena, en el año 326, de la "verdadera cruz" (Vera-Cruz) donde Cristo fue crucificado. Fecha marcada en la historia de la Iglesia y de nuestra Hermandad, que celebraba el Día de la Cruz tal día.

En el mes de mayo se celebra el Quinario en honor al Santísimo Cristo de la Vera-Cruz. Este Quinario es una continuación de la fiesta de la Cruz que, desde tiempo inmemorial, se ha venido celebrando por esta Hermandad, así como por muchísimas Cofradías de suma importancia como el Silencio o la Quinta Angustia, que tenían en sus reglas la celebración de las Cruces; así como las Hermandades de Vera-Cruz tenían en este día su principal celebración.

En Alcalá del Río, no sería hasta principios del s. XX cuando esta importante celebración tomaría la forma que conocemos en la actualidad. A principios del mencionado siglo se continuaban celebrando unas honras en la capilla de la Hermandad por la familia Freire y Rull, propietarios del panteón; había referencias, al menos, desde 1801. Es lo que hoy conocemos como el Quinario. Posteriormente fue la familia Reverte la que se hizo cargo de su celebración y estos cultos se modificaron adquiriendo la forma de un ejercicio de Quinario, aunque con carácter particular e íntimo. Ante la creciente afluencia de cofrades, estos cultos pasaron a ser públicos y a celebrarse en el altar mayor de la capilla de San Gregorio hacia 1919. Al alcanzar cada día más solemnidad y quedarse pequeña la capilla de San Gregorio, en 1923 se decide trasladarlo a la iglesia parroquial, iniciándose, así, la procesión de madrugada para el traslado de las imágenes y que tanta fama daría a nuestra Hermandad en los ambientes cofrades de Sevilla. Las Imágenes se trasladaban de madrugada, de forma casi espontánea estos dos primeros años, pero la expectación entre los hermanos hizo que, en 1925, este traslado íntimo, a oscuras y en silencio desembocara en la Procesión de Madrugada. "La Bajada" y "la Subida", como se le conoce coloquialmente; representa una estampa purista, recogida y solemne. Nos lleva a los orígenes remotos de esta corporación.

El Solemne Quinario se celebraba en marzo, en época de Cuaresma y, desde 1919 se acierta a realizar en mayo, junto al Día de la Cruz que, en este tiempo, tenía lugar el día 3 de mayo y no el tercer domingo de este mes, como celebramos en la actualidad (fecha intermedia entre Semana Santa y Corpus Christi). Este cambio se decidió por parte de la Junta de Gobierno, para bien de la Hermandad, en 1973.

Hoy, el Día de la Cruz celebramos la Función Principal y Pública Protestación de Fe, siendo un día emotivo y jubiloso entre los cruceros y entre los alcalareños.

Asimismo, al ambiente festivo que lucía tras la solemne Función Principal desde hacía varias décadas, se añadió, en 1980, un acto final que, más que una innovación, es una recuperación de viejas tradiciones de la Hermandad: la procesión de la Cruz de mayo.

Hoy día, la Iglesia celebra la Exaltación de la Cruz el 14 de septiembre y no el 3 de mayo como antaño. Siendo esta de las fechas importantes del calendario litúrgico crucero.